Vivir en el Residential Resort Cumbre del Sol es un paraíso para los sentidos, no solo por la cercanía al mar y sus impresionantes vistas al Mediterráneo. También lo es porque se encuentra en un punto estratégico para los amantes de la naturaleza y todos aquellos que quieran conectar con ella a menudo.

Desde Cumbre del sol tienes una gran variedad de opciones para acercarte a la naturaleza, tienes desde rutas de bici, actividades como el buceo y distintas rutas de senderismo. Así como la cercanía al Parque Natural de la Granadella, un lugar que todo amante de la naturaleza deseará tener cerca.

Respecto a las rutas de bici hay varias marcadas y con distintos niveles de dificultad. Una de las rutas más populares y completamente apta para principiantes es la conocida como ruta Abiar-Los Molinos. Es ideal para hacerla a modo paseo y en familia ya que permite descubrir el fabuloso paisaje de la zona más alejada de la costa. En esta ruta se pueden ver los campos de viñedos y otros cultivos agrícolas, así como construcciones típicas agrícolas como los riuraus. El tipo de ruta es circular, por lo que empieza y termina en la calle del Mercado, tiene una distancia de 6 km y suele tener una duración aproximada de 30 minutos.

Otra de las rutas en bici que se pueden realizar en la zona es la conocida como Calistros. Es bastante similar a la ruta anterior, pero con una distancia menor, ya que el recorrido es solo de 3,85 km y la duración aproximada del recorrido es de 20 minutos. El punto de inicio es también la calle del Mercado, y al ser circular, termina en el mismo punto de inicio. Esta ruta circula cerca del núcleo urbano y también permite descubrir el entorno rural de la zona.

Los más experimentados pueden disfrutar de la Ruta del Puig Llorença. El recorrido es de 9,40 km y tiene una duración aproximada de 90 minutos. La dificultad de esta ruta viene marcada porque hay un gran desnivel, pero vale la pena realizarlo ya que es la excusa perfecta para disfrutar de la zona costera en bicicleta mientras se visualizan sus grandes acantilados. Esta ruta empieza y termina en el mismo lugar que las anteriores.

Desde Grupo VAPF recordamos la importancia de respetar, ya vayamos encima de una bici o sin ella, tanto al resto de personas que circulan como a la fauna y flora que nos encontraremos en nuestro camino.

Esta zona de la costa mediterránea es bastante conocida por la belleza de sus fondos, de ahí que haya diferentes rutas que realizar entre sus aguas, tanto de buceo tipo snorkel o subacuático.  Una de las rutas de tipo snorkel es la que se realiza en la misma cala de playa del Moraig, donde los amantes del buceo podrán disfrutar de las diferentes especies de animales que viven en esta zona, desde Fredis a erizos, e incluso es posible ver alguna lubina. Otra ruta es la que se realiza en la Cala Llebeig, la cual es considerada una de las más bellas del litoral de la Costa Blanca. En esta ruta de baja dificultad encontrarás especies marinas como la lubina o mabras. Una de las rutas de snorkel más famosas de la zona es la que se conoce como Testos, ya que se hace en la cala con el mismo nombre. La dificultad es de nivel medio y se pueden observar desde estrellas de mar a peces como el sargo.

Si eres un buceador más experimentado y lo que deseas es hacer una ruta subacuática, puedes realizar la del Raco de l’illot, que se desarrolla en el interior de la Cova del Arcs, en la playa del Moraig. Para realizar esta ruta, los expertos aconsejan realizarla por la tarda cuando haya sombra en la zona y se acuda con linterna.

Los amantes del senderismo también tienen una gran variedad de rutas con las que conectar con la naturaleza. La más conocida sin duda alguna, es la de los acantilados. Esta ruta es ideal para disfrutar de las espectaculares vistas al mar y descubrir las antiguas cuevas usadas por pescadores. Esta ruta es lineal y tiene una duración aproximada de una hora, por lo que si se hace ida y vuelta con mismo punto de origen serían un total de dos horas. La distancia lineal es de 4 kilómetros y se inicia en el aparcamiento superior de la cala del Moraig. En la Ruta de la Falla del Moraig, que recibe el nombre por el Monumento del final del recorrido, lo más espectacular, a pesar de su corta duración ya que solo son 276 metros de ida, es poder ver toda la playa del Moraig con el Cap de la Nau de fondo. La ruta dels Testos, que es con una dificultad ya alta, tiene lugar por lo que se conoce como el Barranc de l’Infern. La distancia de esta ruta es de 500 m de ida y suele tener una duración aproximada, si sumamos ida y vuelta, de 40 minutos. En el último tramo de esta ruta, es necesario utilizar cuerdas para realizar el último descenso sin peligro.  La ruta Abiar-Abastros es bastante similar a la que hemos hablado anteriormente y que se realiza en bicicleta, pero al hacerlo a pie tiene una duración aproximada de dos horas.

Para conectar con la naturaleza, nada más puro y especial que dar un paseo por el Parque Natural de la Granadella, a un paso literal de Cumbre del Sol. Un paraíso para todos los sentidos donde llenar los pulmones de aire puro y dejarse enamorar, todavía un poco más, de las vistas al Mar Mediterráneo.

This post is also available in: English Français Nederlands